Corporaciones  y empresas de todos los tamaños hoy en día están implementando activamente su propia biblioteca corporativa  para posicionar sus valores fundamentales y lograr los objetivos de capacitación que tienen propuestos para sus empleados. Correos dispone de su propia Biblioteca desde el año 1876, siempre innovando.

Nuestra centenaria biblioteca ha vivido muchos cambios: ampliaciones, reducciones o traslados, pero siempre ha mantenido la esencia por la que se creó, que no es otra que la conservación y difusión del patrimonio bibliográfico de Correos y Telégrafos.

¿Qué beneficios aporta tener una biblioteca corporativa? 

Por un lado la formación. Para que una empresa avance, es imprescindible la formación a sus trabajadores. las bibliotecas, apoyadas en la era digital, son la solución perfecta para la formación continua con actualizaciones de contenido regulares.

También, una biblioteca histórica como la nuestra, refuerza la imagen corporativa. Saber de dónde venimos y hacia donde vamos, es fundamental para el desarrollo de una institución. Una biblioteca corporativa se alinea con su propia marca y sus valores.

La creatividad es una de las herramientas más significativas para el desarrollo de una empresa que basa sus principios entre otros factores, en la innovación. La lectura desarrolla la imaginación y la creatividad. Con una biblioteca, los empleados de la empresa son más creativos en su trabajo aumentando así su rendimiento.

El ocio como complemento de la jornada laboral, favorece el trabajo efectivo. Por ejemplo, un club de lectura permite la evasión de los empleados asó como una fácil interacción entre ellos, profundizando así las relaciones dentro de la empresa.

Sin lugar a dudas, tener una biblioteca en una empresa aumenta significativamente el valor de sus trabajadores. Al final del día, son su mayor activo.